«Esforcémonos principalmente en formar en las virtudes solidas el corazón de la juventud, enseñándoles a conocer, amar y servir a Dios.»
Madre Carmen del Niño Jesús